lunes, 24 de febrero de 2014

Análisis. Hay quienes vaticinan la guerra por el agua como la principal guerra del futuro




Conflictos por el agua

Se afirma que la próxima guerra en Oriente Medio será por la distribución del agua. Los pocos ríos, las zonas desérticas y la escasez de lluvias llevan a discordias y recelos, utilizan las aguas subterráneas y las sequías afectan la calidad de vida.

Por Alberto Ramos Garbiras (*)
En una de las sequías que han vivido los países del Cuerno Africano (Sudán, Eritrea, Etiopia, Somalia, Uganda, Kenia, Ruanda) afectó a más de 16 millones de personas. Años de sequía. En Etiopía el 90% del ganado murió. Miles de personas recalan cada día a los centros urbanos en busca de atención médica. En Kenia una manada de monos (simios) atacó a los pobladores en una rebatiña por el agua repartida a través de carros cisterna. Las próximas guerras serán por la distribución del agua. Entonces, preservemos la que tenemos.

En el cuerno africano varios países padecen la sequía y la hambruna. Somalia es uno  ellos. Los refugiados del sur de Somalia ya se acostumbraron a cargar recipientes para ir por el suministro captado de aguas lluvias. La ONU tiene un campo de refugiados para llevarles los alimentos. Cuatro millones de somalíes sufren por la falta de agua, ello ha conducido a una verdadera crisis humanitaria y alimentaria,


La gente desperdicia el agua en los usos domésticos, en el riego agrícola, pero donde más se pierde es al llegar a las ciudades cuando de ese rio no se captan para un acueducto. Me explico, existen ciudades con más de un rio (Cali tiene 6 en  la ladera, nutridos por decenas de quebradas y cientos de nacimientos), de la cordillera occidental se toman aguas para el acueducto de San Antonio del rio cali y en el acueducto de la Reforma del rio Meléndez. Las otras se pierden, las aguas del rio Cañaveralejo, del rio Lili y del rio Aguacal se pierden y las vuelven caños. No hay reservorios en estos ríos. Del rio Pance se rescata agua e el mini acueducto la rivera.

Tener fuentes de agua para la ciudad da seguridad y viabilidad para funcionar y permanecer y da poder ante otras regiones. Israel se aseguró por la fuerza tomando la fuente de agua de los altos del Golán. No tener agua devalúa lo que pueda pasar en una ciudad y el futuro queda incierto. Existen unas 220 cuencas compartidas entre países limítrofes, y más de 2.500 millones de personas dependen de los acuerdos de cooperación internacional para tener disponibilidad de agua. Las aguas subterráneas también son compartidas y cuando se contaminan vienen las increpaciones entre los países vecinos.

Hay quienes vaticinan la guerra por el agua como la principal guerra del futuro. La gente se rapiñara el agua y los gobernantes harán valer la soberanía invocando la intangibilidad del recurso hídrico, pero mientras llega ese panorama apocalíptico continuamos contaminando con la producción industrial y la tala excesiva que agota los caudales. Se dice que, “en el año 2025, la demanda de este elemento será un 56% superior que el suministro... y quienes posean agua podrían ser blanco de un saqueo forzado. Se calcula que para los 6.550 millones de habitantes a los que hemos llegado se necesitaría ya un 20% más de agua. La pugna es entre quienes creen que el agua debe ser considerada un bien comerciable (como el trigo y el café) y quienesexpresan que es un bien social relacionado con el derecho a la vida. En el  planeta tierra existen 1.200 millones de personas que no tienen acceso al agua potable y 2,400 millones de personas que teniéndolo, no son asistidos en saneamiento básico.

En Chile, localidad de Guangualí, Comuna Los Vilos, se presentó una disputa por el uso del agua para el riego, murió Arturo Martínez de 84 años por una pedrada lanzada con honda por el reclamante, un agricultor que fue conducido por los carabineros al juzgado de letras y garantías.

En cinco cantones de Costa Rica (Centroamérica) se presentaron disputas por el uso del agua en la década 2.000 hasta el 2.010. En Santa Cruz una larga disputa entre una empresa turística y la comunidad por el acceso al agua subterránea de Nimboyores. En Siquirres durante el 2007 tres comunidades tuvieron conflicto con los cultivadores de piña que utilizando el químico bromacil, contaminaron las aguas subterráneas.

En Arequipa (Perú), el asentamiento humano Virgen de las Peñas, empezando el año 2014, “se convirtió en un botín para los alcaldes de Uchumayo y Tiabaya. La disputa por poseer la jurisdicción se acrecienta, y si el Gobierno Regional no le pone fin a este conflicto, pronto habrá pérdidas lamentables. Este es un caso similar al diferendo en el Valle del Cauca entre Candelaria y Florida, donde desde este último municipio se han opuesto que se extienda el servicio de agua para el corregimiento de Villa Gorgona, como se explica más adelante en este mismo libro.

En Virginia Occidental (EEUU) permanecieron sin agua corriente una semana después de un derrame químico en el río Elk; luego “las restricciones sobre el consumo de agua en el estado fueron levantadas en etapas durante los últimos días para cerca de la mitad de los 300.000 residentes en las áreas afectadas. Docenas de personas fueron hospitalizadas con síntomas relacionados a la exposición química

Algunas publicaciones medioambientales afirman que “hay 25 millones de "refugiados de agua" en el mundo. Huyen de la sequía o de las inundaciones, que la mayoría han sido causadas o agravadas por la intervención humana”.

Se afirma que la próxima guerra en Oriente Medio será por la distribución del agua. Los pocos ríos, las zonas desérticas y la escasez de lluvias llevan a discordias y recelos, utilizan las aguas subterráneas y las sequías afectan la calidad de vida.

Los Altos del Golán es una bioregión, un territorio compuesto de colinas con una extensión de 1.200 kmt2, geográficamente ubicada en cuatro países (Siria, Líbano, Jordania e Israel), es la zona montañosa donde nace parte del agua que llega a Israel, la del lago Tiberíades, sin ella estarían limitados. Israel se tomó militarmente parte de los Altos del Golán en 1967, controlando la ciudad de Quneitra, y ofreciendo la ciudadanía israelí a los habitantes para granjearselos. Desde allí divisan Damasco y controlan la Alta Galilea. Esta especie de anexión que así calificaron desde el  Parlamento israelí fue rechazada por la ONU pero esto ha sido letra muerta.

(*) Profesor de derecho ambiental en la Universidad Libre. Ex Procurador Ambiental del Valle.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario